Aquí. A lo lejos. Adentro: “Los peces no cierran los ojos”, de Erri De Luca.

0
Posted May 22, 2012 by in Erri De Luca
ERRI-DE-LUCA-024

Rating

Ritmo
8.0


Estructura
8.0


Argumento
8.0


Estilo Narrativo
10


Total Score
8.5

8.5/ 10

Ficha Técnica

Precio: 9,49€
 
Autor:
 
Editora:
 
Formato:
 
 

Entrar en una obra de Erri De Luca (Nápoles 1950) es como tocar el universo. Es ir y venir por donde la vida toma su atajo y se presenta así como es: una isla rodeada de islas. En “Los peces no cierran los ojos” este escritor, traductor y poeta que también ha sido camionero, albañil, activista político o cooperante internacional, sorprende una vez más con una prosa en la que la realidad se convierte en metáfora de la existencia de sus personajes.

by Miss K.
Full Article

“Los peces no cierran los ojos”, Erri De Luca.

Traducción: Carlos Gumpert Melgosa. Editorial Seix Barral (2012). País: Italia. Páginas: 128. “Los peces no cierran los ojos” forma parte de la selección de Libros Recomendados de Miss K.


Un hombre se encuentra 50 años después sobre la misma playa que, 40 años antes, fue escenario del despertar de una conciencia más allá de un cuerpo aún precario para albergar el salto a las dos cifras, es decir a los 10 años. A partir de aquí, niño y hombre coinciden para constatar, sin asombro, que el devenir es uno y está a sus espaldas, porque nacer y crecer en una ciudad como Nápoles agota el destino.
Cierto que no es fácil de explicar porque a De Luca sólo se le comprende desde el inconsciente, cuando te entregas a sus palabras y te sumerges en la más pura poesía de la experiencia. A veces sientes que te acaricia; otras, te estampa contra la pantalla en un juego que no te relaja nunca y que, al final de esta suerte de batalla que logra librar en tu interior mientras pasas una página tras otra, sólo te quedan ganas de sonreír, agradecer, esperar y creer que este señor es de carne y hueso y, por lo tanto, humano como tú.

Los peces no cierran los ojos” es, en definitiva, una lección de vida que nos lleva irremediablemente a repasar la nuestra. Y he de terminar haciendo una advertencia, que no por obvia me reprimo: cualquier semejanza será pura coincidencia.


0 Comments



Be the first to comment!


Leave a Response

(required)


','

'); } ?>